Follow by Email

martes, 25 de junio de 2013

Nueva línea estratégica


Se trata de la línea de simultanear la construcción económica y la de las fuerzas armadas nucleares planteada en la Reunión Plenaria del Marzo de 2013 del CC del Partido del Trabajo de Corea, el gubernamental de la República Popular Democrática de Corea, la de fortalecer y desarrollar las fuerzas armadas nucleares autóctonas para hacer impecable la fuerza defensiva nacional y a la par de esto poner mayor empeño en la construcción económica para construir un país socialista, poderoso y próspero, presentada por la Dirección de Corea.
Esta línea parte de la exigencia de la situación creada.
Ahora la Península Coreana se encuentra en una circunstancia tan crítica que nadie sabe cuándo estalle una guerra nuclear.
EE.UU. y sus seguidores, poniendo en tela de juicio el lanzamiento del satélite con fines pacíficos de Corea efectuado en diciembre del año pasado, fabricaron absurdamente la “resolución sobre las sanciones” en el Consejo de Seguridad de la ONU, hostilidad atroz que ilegaliza hasta el derecho jurídico de un Estado soberano al lanzamiento del satélite, suscitó incontenible indignación del pueblo coreano. Corea se vio obligado a tomar una contramedida real para defender la soberanía y seguridad nacionales, realizar la tercera prueba nuclear subterránea.
EE.UU. volvió a abusar del Consejo de Seguridad de la ONU para fabricar “resolución sobre las sanciones” y el primero de marzo del año corriente en Sudcorea empezó a hacer ejercicios militares conjuntos “Key Resolve” y “Foal Eagle” de gran envergadura. Por primera vez en su historia introdujo en la Península Coreana los medios de golpe estratégico nuclear de su territorio, intensificando más la intimidación con armas nucleares contra Corea y llevando la Península Coreana al umbral de la guerra nuclear.
Frente a esta amenaza de EE.UU., el mayor país nuclear del mundo, Corea se decidió a fortalecer continuamente en cantidad y cualidad las fuerzas armadas nucleares, lo cual deviene una opción extremadamente natural y perspicaz.
La nueva línea estratégica es la que se concuerda con la actualidad de Corea que persigue el objetivo de construir un Estado socialista, poderoso y próspero.
El pueblo coreano pasó muchos contratiempos y dificultades en la construcción económica durante varios decenios, lo cual se debió a interminables sanciones, presión y amenaza de agresión de EE.UU. y otros fuerzas hostiles que le impuso destinar gran cantidad de recursos humanos y materiales al fortalecimiento de la fuerza militar nacional y no al desarrollo económico y el fomento del bienestar del pueblo.
Pero en la actualidad dado que el país se ha dispuesto de la poderosa capacidad de disuasión nuclear autóctona, llegó a impulsar cuanto quiere la construcción de la potencia económica en una circunstancia más estable. Es que ya pasó la era en la que EE.UU. intimidaba con las armas nucleares a Corea, estorbándole la construcción económica.
Además, la nueva línea estratégica permite fortalecer más la fuerza defensiva nacional aun no aumentando los gastos, con pocos gastos, y destinar más inversión a la construcción económica. Corea tiene sólida base de la industria atómica reconocida por el mundo e inagotables recursos de uranio. El pueblo coreano está convencido de que al apoyarse en la autóctona industria atómica, puede construir poderosas fuerzas armadas nucleares y solucionar la escasa electricidad para impulsar la construcción de la potencia económica y cumplir satisfactoriamente todas las tareas para la mejora de la vida poblacional.
Sugeriría prestar atención también al hecho de que la nueva línea estratégica se basa en la importante del pasado de Corea, la de fomentar la construcción económica y la de la defensa nacional simultáneamente.
En los primeros años de la década de 1960 EE.UU., promotor de la crisis del Caribe, perpetró incesantemente provocaciones militares para desatar una nueva guerra en la Península Coreana.
Kim Il Sung, Presidente de la RPD de Corea, buen conocedor de la gravedad de la situación, planteó una línea estratégica de desarrollar simultáneamente la construcción económica y la de la defensa nacional. En fiel acato al lema: “¡Con el fusil en una mano y la hoz o el martillo en la otra!” lanzado por él, el pueblo coreano fortaleció la economía nacional autosostenida y la fuerza defensiva nacional.
En los últimos años del siglo pasado cuando las fuerzas aliadas imperialistas aprovechando el derrumbe del socialismo en varios países, concentraban su ofensiva antisocialista en Corea, el pueblo de ésta implantó una línea planteada por Kim Jong Il, Presidente del Comité de Defensa Nacional de la RPD de Corea, la de priorizar el fomento de la industria de defensa nacional y desarrollar la ligera y la agricultura simultáneamente, preparando la poderosa capacidad de disuasión nuclear. En virtud de ello, no sólo ganó varios enfrentamientos nucleares con EE.UU. y defendió firmemente el socialismo, sino también realizó la gran causa de la posesión de las armas nucleares y acogió una histórica era de la construcción de un Estado poderoso y próspero.
Ahora EE.UU. y sus aliados pregonan que Corea, si no renuncia a las armas nucleares, no podrá lograr el desarrollo económico y si opta por otra cosa, le ayudarían de manera que pueda llevar una vida holgada.
Mas, Corea no es país como Irak y Libia que doblegados ante la presión y las añagazas conciliatorias de los imperialistas abandonaron hasta la capacidad disuasiva de guerra con la que contaban, terminando por ser víctimas de aquellos. El pueblo coreano aprecia más la soberanía y dignidad nacionales que la vida y si fuera para aquellas, no se titubea en consagrar hasta esta. Se mantendrá inalterable aun ante cualquier presión y añagaza conciliatoria. Dicho en otra palabra, pondrá gran empeño continuamente en la construcción de las fuerzas armadas nucleares.

El mundo presenciará que Corea, apoyándose en la potente capacidad de disuación nuclear, desbarata tajantemente las provocaciones de guerra de los imperialistas y sus aliados y levanta con éxito un Estado socialista, poderoso y próspero.

Combate de liberación de Taejon


Se trata de una de muchas gestas militares hechas en la pasada guerra coreana (1950-1953) en la que la joven República Popular Democrática de Corea hizo añicos el mito de la “supremacía” de EE.UU., portentoso modelo del sitio moderno, que llama la profunda atención de los expertos militares del mundo.
La parte estadounidense-surcoreana, apenas desató el 25 de junio de 1950 la contienda, se enfrentó a la poderosa contraofensiva del Ejército Popular de Corea, se vio obligada a retirar hacia el sur, definió Taejon como su “capital provisional” y formó aquí la línea de defensa inexpugnable” para frenar definitivamente la mencionada ofensiva.
EE.UU. envió para Taejon todos los huestes de su división de infantería 24 y los restantes surcoreanos, así como dos divisiones como refuerzo, para mantener a todo trance la línea de Taejon y conseguir una ocasión para pasar de la retirada a la contraofensiva. Una colosal cantidad de efectivos, armas y equipos técnicos de combate de parte estadounidense afluyeron a la zona de Taejon.
En cuanto a la batalla que se librara en esta zona, los medios informativos y de prensa del mundo se apresuraron a conjeturar y juzgar a su manera. Los medios de prensa occidentales comentaron que de la parte sudcoreana el despliegue de la fuerza principal del octavo ejército estadounidense iba a terminar y la primera etapa de la guerra, a finalizarse y a la par de esto el ejército norcoreano perdió la oportunidad para obtener la victoria.
En eso la realización de la operación de liberación de Taejon del EPC pasó algo imprevisto.
Las unidades combinadas en la ruta principal avanzaban hacia Taejon según el plan de operaciones, pero otra que tenía misión de llegar al sureste de Taejon para cercar este, se encontró en la línea de Chongju con pertinaz resistencia de los enemigos superiores en número no pudiendo acelerar la velocidad de avance.
El éxito en el sitio depende de la celeridad con la que se hace este y el grado de perfeccionamiento de lo mismo. Si se dejara tal como era el estado, el sureste de Taejon estaría desocupado y si se permitiera esto, la división de infantería motorizada 1 y la de infantería 25 estadounidenses llegarían a Taejon, uniéndose con sus cómplices del lugar.
De quién ganaba primero el tiempo dependía el destino de la operación.
Los ambos beligerantes se empeñaron cuanto podían en ganar tiempo partiendo respectivamente de la posición de ataque y de la de defensa. Las reflexiones de los expertos en operaciones de ambas partes se enfocaron en la línea Chongju, donde las tropas estadounidenses resistieron a muerte al ejército norcoreano para detener de continuo su avance y este último para pasarla cuanto antes.
En eso, Kim Il Sung, el entonces Comandante Supremo del EPC, con miras a arreglar la situación de la guerra e impulsar tal como planeaba la operación de liberación de Taejon, acudió en la comandancia del frente y convocó la reunión de operaciones, donde advirtió no solo tratar de romper la defensa enemiga en la línea de Chongju sino enviar con rapidez a la unidad que había avanzado hasta Ronsan, en el suroeste de Taejon, descuidado por todos, al sureste de Taejon para cercar este, algo más práctico que se ajustaba con la topografía de Corea que tiene muchos montes y limitada la carretera, y original que nadie podía pensar.
La historia de la guerra mundial enseñaba que el asedio de la gran unidad combinada se realizaba generalmente con el método de que las tropas que atacan por frente y otras que por ambos flancos, se unen en un punto y de formar frentes en el interior y exterior del sitio. Pero, para esto se necesitaban varias carreteras y más fuerzas de ataque. Por tanto, el existente método de asedio no se concordaba con la realidad concreta de Norcorea con muchos montes y muy limitada la carretera y que combatía al enemigo superior en número y en lo técnico.
La advertencia de Kim Il Sung hizo posible rodear sigilosamente al enemigo por los flancos y la retaguardia llevándose armamentos ligeros y cómodos y yendo por las estribaciones, cortarle la retirada, cercarlo sin ser restringido por la carretera y la falta de las fuerzas o de equipamientos y propinarle improvisados golpes por flancos y detrás, desintegrándolo con más facilidad y prontitud.
En acato a su propósito, los guerreros de una unidad combinada del EPC que estaba en la línea de Ronsan, llevándose a cuestas cada uno impedimentas de 20 a 30 kilogramos y traspasando escabrosos montes cubrieron en una noche la distancia de 40 kilómetros y cortaron el camino de retiro del enemigo en Taejon, que no lo sabía.
Por fin, el 20 de julio de 1950, a las 5, Kim Il Sung dictó orden de ataque general a la ciudad de Taejon.
Los invasores estadounidenses y surcoreanos metidos en un callejón sin salida como la rata en la tinaja, murieron en masa. Dean, jefe de división estadounidense 24, que vergonzosamente puesto de uniforme de soldado, se ponía en fuga, cayó en mano de un soldado norcoreano.
En Taejon el ejército norcoreano dio baja, puso fuera de combate y capturó a 24 mil 228 enemigos y destruyó y arrebató, más de 1 000 camiones, más de 150 cañones de varios calibres, 49 tanques y más de 20 mil armas de tiro de varios tipos. La división de infantería estadounidense 24 y las huestes surcoreanas que defendían Taejon fueron demolidas por completo.
He aquí una queja de la autoridad militar estadounidense de aquel tiempo:

Ellos (huestes norcoreanas), recurrieron a la táctica de atacar por frente a los de defensa, impedirles el libre movimiento e imponerles que se retiraran, de un lado y del otro, avanzar hacia la retaguardia de los adversarios con el método de dar rodeo o penetrarse y cortarle la retirada… Se trata de una táctica que los comandantes estadounidenses no comprendieron hasta cuando ello era innecesario.

Causa de la guerra coreana


La guerra coreana estalló el 25 de junio de 1950, pero se inició, diríase, cuando EE.UU. ocupó el Sur de Corea.
Como el entonces presidente estadounidense Harry Spencer Truman hubiera escrito en sus memorias que definir la paralela 38 como la línea divisoria de Corea fue propuesto por EE.UU., este consideró la inminencia de la derrota de Japón como momento decisivo cuando pudiera realizar su estrategia de dominación de Corea que venía madurando por los siglos y tramó ardid para ocupar Sudcorea.
El 13 de agosto de 1945 la reunión del estado mayor conjunto estadounidense ordenó a Douglas MacArthur, comandante de las tropas estadounidenses en el Extremo Oriente, recibir la carta de capitulación del ejército japonés en Sudcorea y otras regiones de las que EE.UU. se responsabilizaría según el “acuerdo” bilateral EE.UU.-URSS., y este a Hodge, jefe del 24° cuerpo de ejército estadounidense, la del ejército japonés y representar a EE.UU. para ocupar a Sudcorea y dominarla. Así EE.UU. ocupó sin derramar sangre la región sur del paralelo 38 de la Península Coreana, premisa lógica y preludio de la guerra agresiva de EE.UU. contra la RPD de Corea. No es casual que en un libro estadounidense titulado “Historia moderna de América” se leyera que en realidad la guerra de Wall Street contra el pueblo coreano se inició en el momento en que sus generales se habían puesto sus pies en Sudcorea, o sea en septiembre de 1945.
Después de apoderarse de Sudcorea, EE.UU. impulsó de manera planificada los preparativos para desencadenar una guerra en Corea, uno de los cuales fue la fabricación del ejército títere surcoreano. En noviembre de 1945 instauró la “comandancia de defensa nacional” y emprendió la organización y composición del ejército títere. Lo aumentó en forma escalonada para asegurarle la “superioridad de 10 a uno” sobre las fuerzas armadas norcoreanas, lo instruyó y entrenó a la usanza estadounidense y tomó la prerrogativa sobre lo mismo.
En 1949 entregó a Sudcorea bastante equipamiento militar para armar a 50 mil huestes y con posterioridad le ofreció adicionalmente la ayuda militar por valor de más de 87 millones de dólares. En enero de 1950 el plan de la guerra coreana de EE.UU. fue aprobado por unanimidad en el Estado Mayor Conjunto de EE.UU. y Robert, jefe de la delegación de los asesores militares estadounidenses, dijo al entonces presidente surcoreano Syngman Rhee: El ataque a Norcorea ya está decidido. No queda mucho tiempo hasta cuando este se lleve a vías de hecho. El asalto lo iniciaremos, pero para esto nos vemos obligados a preparar algo que pretextar.
Douglas MacArthur sostuvo el 17 de febrero de 1950 una conversación confidencial con Syngman Rhee donde dio a éste la directiva de empezar el asalto a Norcorea antes de julio.
EE.UU. realizó entre el abril y el junio de 1950 el reemplazamiento de las tropas surcoreanas.
El 17 de junio del mismo año John Foster Dulles llegó a Sudcorea como misionero especial de Harry Spencer Truman y en la trinchera del paralelo 38 revisó definitivamente el plan de la guerra. Después de hacerlo otra vez, ordenó al ejército surcoreano:
Propague que Norcorea es agresor y a la par de esto, la asalte. …Resista dos semanas y durante este tiempo EE.UU. apelará a la ONU que Norcorea atacó a Sudcorea y logrará que esta organización internacional movilice en nombre suyo las fuerzas terrestre, naval y aérea y que todo marche sin complicaciones.
Por otra parte, EE.UU. completó la disimulación y la defraudación para el desencadenamiento de la contienda.
En vísperas de este maniobró sigilosamente para evacuar a los suyos. Entonces en Sudcorea había más de 2 mil familiares de los militares estadounidenses y otras personas no combatientes. EE.UU. retiró a Japón a los familiares de los miembros de su embajada en avión transportador escoltado por las cazas y a los de otros y las personas no combatientes en aviones y naves transportadoras.
A la par de esto, hizo mover a las figuras de alto rango bajo los rótulos como el reposo semanal, el viaje, el banquete, etc., tratando de ocultar su verdadera naturaleza propia del provocador de la guerra. El 24 de junio, por la mañana Truman, “para pasar tranquilo el fin de la semana junto con su esposa e hija en el estado Missouri”, salió en avión de uso particular de Washington. El mismo día Dulles hizo correr el rumor de que “está de turismo en Japón”. También Syngman Rhee, en vísperas de la guerra, se refirió mucho a la abolición de la ley marcial de emergencia, el permiso de la salida del cuartel y el hospedaje fuera de este de sus militares, el banquete, etc., todo mentira y disfraz.
He aquí la afirmación de un oficial de estado mayor del 17° regimiento del ejército surcoreano de aquel tiempo.
“El 24 de junio de 1950 fue el sábado, pero a nosotros, los oficiales, se nos prohibió la salida y mandó esperar para la guerra. Por la noche recibimos la orden secreta de pasar el 25, por la madrugada, el paralelo 38, iniciando la acción militar contra Norcorea.”
Johon Osborn, que era corresponsal especial de “Life” estadounidense para Sudcorea, dijo: “En cuanto al inicio de la guerra no tuvimos precedentes de que estuvimos tan completamente preparados para esta guerra.”

Por fin, EE.UU., instigando al ejército surcoreano, emprendió el 25 de junio de 1950, a las 4 de la madrugada, el improvisado asalto armado contra Norcorea a lo largo del paralelo 38, desatando la guerra coreana (1950-1953) calificada como la más encarnizada en el tiempo posterior a la Segunda Guerra Mundial.

miércoles, 12 de junio de 2013

Portavoz de CRPP publica declaración especial

Esta es una muestra de la intención siempre constante de la RPDC en aras de la reunificación pacifica e independiente de Corea, que como siempre es torpedeada por la parte sur, quienes siempre realizan sus maniobras a fin de hacerse las víctimas y acusar a la RPDC de romper las conversaciones y sus cajas de resonancia por esta parte del mundo ya están haciendo su tarea.

Atte.
Yuri Castro Romero

      
Pyongyang, 6 de junio (ACNC) -- El portavoz del Comité por la Reunificación Pacífica de la Patria (CRPP) publicó el día 6 la siguiente declaración especial:
    Ya han transcurrido 13 años desde cuando fue publicada la histórica Declaración Conjunta del 15 de Junio entre el Norte y el Sur de Corea.
    Todos los connacionales no olvidan la época del 15 de junio en que bullía en todo el país el clima de la reunificación de la patria y desean de todo corazón que se mejoren cuanto antes las relaciones íntercoreanas y se abra una nueva fase de reunificación.
    Para la nación coreana, la publicación de la Declaración Conjunta del 15 de Junio sirve de un evento especial digno de registrarse, que acabó con la historia de la división y enfrentamiento impuestos por las fuerzas extranjeras y abrió una nueva época de la reunificación independiente.
    Los hechos sorprendentes ocurridos con el 15 de junio demostraron que cuando nuestra nación toma las manos y junta las fuerzas, no tiene nada que hacer sino puede lograr la coprosperidad de la nación y la reunificación del país.
    Sin embargo, debido a los graves desafíos de las fuerzas anti-reunificación internas y externas, la época del 15 de junio fue pisoteada lamentablemente y hasta su última herencia está a punto de exterminarse.
    Los empresarios surcoreanos reclaman por la normalización de la Zona Industrial de Kaesong y la reanudación del turismo al monte Kumgang, y los familiares separados en el Norte y el Sur de Corea esperan angustiosamente el encuentro con sus consanguíneos, último anhelo de toda su vida.
    ¿Cómo los miembros de la nación pueden dar espaldas a este estado trágico de hoy?
    Hasta la fecha, hemos hecho todos los esfuerzos posibles por mejorar las relaciones N-S en estado catastrófico, reanudar el turismo al Monte Kumgang, normalizar la ZIK y solucionar el problema humanitario.
    Pero, nuestra sinceridad y magnanimidad fueron negadas e insultadas totalmente por las sofisterías absurdas como la falta de "sinceridad", un acto para "sembrar discordia entre los habitantes surcoreanos" y "evasión de las conversaciones entre las autoridades íntercoreanas".
    No actuamos ni una vez para sembrar la "discordia entre los habitantes surcoreanos" como dicen las autoridades surcoreanas ni las tratamos estúpidamente.
    Precisamente ellas mismas tratan políticamente el diálogo Norte-Sur abusándolo de objetivo de la confrontación con el Norte de Corea.
    A pesar de esto, no pensamos en pasar el tiempo con palabras hueras en distinguir lo justo y lo injusto.
    Si ambas partes coreanas obstinan en sus insistencias, no se podrá encontrar la clave de solución de los problemas pendientes N-S y sólo se agrandarán la desesperación de todas las clases y capas inclusive los empresarios surcoreanos y el desaliento de toda la nación.
    Partiendo de la situación dada, la aspiración y la demanda de todos los connacionales y tomando en consideración la solicitud ardiente de los empresarios surcoreanos y distintos sectores, el Comité por la Reunificación Pacífica de la Patria (CRPP) declara por encargo la siguiente posición importante:
    1. Proponemos sostener las conversaciones entre las autoridades del Norte y el Sur de Corea por la normalización de la Zona Industrial de Kaesong y la reanudación del turismo al monte Kumgang con motivo del 15 de junio.
    Si es necesario, será posible discutir en las conversaciones también el problema humanitario incluyendo el encuentro de los familiares y parientes separados.
    Serán fijados según la conveniencia de la parte sureña el lugar y el tiempo de las conversaciones.
    Proponemos realizar con urgencia la visita de los empresarios surcoreanos a la ZIK y la zona especial de turismo internacional al monte Kumgang y el contacto concerniente de expertos y promover activamente la visita recíproca, el contacto y la cooperación entre las entidades civiles del Norte y el Sur de Corea.
    Ya hemos permitido la visita de los empresarios surcoreanos de la ZIK y permitiremos también la visita a la zona norteña de los surcoreanos relacionados con el negocio en el monte Kumgang.
    Al mismo tiempo, abrimos de par en par la puerta de la visita recíproca, el contacto y la cooperación de las entidades civiles surcoreanas.
    3. Proponemos realizar el acto conjunto nacional por el 13º aniversario de la publicación de la Declaración Conjunta del 15 de Junio y conmemorar en común con la participación de las autoridades de ambas partes el 41º aniversario de la publicación de la Declaración Conjunta del 4 de Julio.
    Si las entidades civiles de ambas partes coreanas conmemoran en común los días de la publicación de las declaraciones arriba mencionadas con la participación de las autoridades, será grande la significación, lo cual contribuirá al mejoramiento de las relaciones Norte-Sur.
    4. Si las autoridades surcoreanas responden a nuestra propuesta de realizar las conversaciones de las autoridades del Norte y el Sur de Corea, la visita de los empresarios surcoreanos a la ZIK y al monte Kumgang, las actividades conjuntas de ambas partes coreanas, etc. y resolver sin dificultad los problemas pendientes íntercoreanos, tomaremos de inmediato todas las medidas referentes a la comunicación y el enlace incluyendo la reanudación de la vía de enlace de la cruz roja en Phanmunjom.
    Es invariable la posición de la RPDC de fomentar la reconciliación y la unidad de la nación y lograr la reunificación, la paz y la prosperidad.
    Si las autoridades surcoreanas desean de veras el establecimiento de la fe y la mejora de las relaciones N-S, no deben perder esta oportunidad, sino abandonar las presunciones y sospechas innecesarias y responder activamente a la magnánima decisión y la sincera propuesta de la RPDC.

Efectuado VII Congreso de la ONC

Los niños reyes de la nación entendiendo su papel en el futuro próximo realizan sendas reuniones con el fin de fortalecer su organización que seguirá forjando nuevos revolucionarios  para asegurar la continuidad del modelo y sistema.
Atte.
Yuri Castro


    Pyongyang, 6 de junio (ACNC) -- Tuvo lugar con solemnidad el día 6 en la capitalina Casa Cultural 25 de Abril el VII Congreso de la Organización de Niños de Corea (ONC).
    El conclave tiene suma importancia para fortalecer más la ONC, desarrollada incesantemente bajo la dirección del Presidente Kim Il Sung y el Dirigente Kim Jong Il, como organización revolucionaria infantil del Songun del Partido del Trabajo de Corea.
    El Presidente dio inicio al autóctono movimiento infantil al constituir la Unión de Niños Saenal, primera organización revolucionaria infantil en Corea, y agrupó a muchos niños bajo la bandera del Cuerpo Infantil Antijaponés para formarlos como revolucionarios infantiles de acero.
    Tras fundar la ONC después de la liberación de la patria, el Presidente iluminó radiantemente el camino a seguir por el movimiento infantil de Corea en cada periodo y etapa de la revolución y dirigió dinámicamente a los miembros de la ONC para que sucedan con éxito la causa revolucionaria del Juche, iniciada en el monte Paektu.
    En el último período de su vida, remitió un mensaje de felicitación a los participantes en el V Congreso de la ONC y se fotografió junto a ellos.
    El Dirigente presentó como asunto más importante del partido y el Estado la labor para criar a los sucesores de la revolución e hizo que la ONC tomara por principio formar a sus miembros como vanguardia infantil fiel al Partido del Trabajo de Corea.
    El año pasado, el Mariscal organizó solemnes actividades conmemorativas del 66º aniversario de la fundación de la ONC, tomó la fotografía de recuerdo y pronunció el significativo discurso de felicitación en el acto nacional de la ONC.
    Al visitar el Campamento de Niños para el Alpinismo en el monte Myohyang de la ciudad de Pyongyang y el Campamento Internacional de Niños de Songdowon, hizo brindar a las nuevas generaciones la mejor felicidad en el mundo.
    En la ocasión estuvieron presentes los delegados ejemplares de la ONC seleccionados en las entidades de la ONC en distintas localidades del país, los funcionarios directivos de los niños escolares y otros funcionarios.
    Además participaron en calidad de observador los hijos de los militares de los puestos de primera línea del frente inclusive las islas Jangjae, Mu y Wol y otros niños escolares de esta capital.
    Salió a la tribuna del congreso el Mariscal, afectuoso padre de los niños escolares de Corea.
    Le puso la pañoleta roja un miembro de la ONC.
    El Mariscal felicitó a los delegados de la ONC que le daban ardientes aclamaciones y respondió cordialmente a todos los participantes.
    Aparecieron en la presidencia el vicemariscal del Ejército Popular de Corea Choe Ryong Hae, miembro del Presidium del Buró Político del Comité Central del PTC y jefe de la Dirección Política General del EPC, el jefe del departamento del CC del PTC, Ri Yong Su, el presidente del Comité de Educación, Kim Sung Du, los funcionarios de la Unión de la Juventud Socialista Kim Il Sung y otros concernientes y los miembros de la ONC ejemplares en el estudio y la vida organizativa.
    Con el trompeteo de inicio del congreso se izó la bandera de la ONC.
    En la ocasión fueron abordados los puntos de la agenda "1. Para preparar con firmeza a los integrantes como verdaderos revolucionarios y vanguardistas infantiles de la época del Songun que sigan solo al estimado Mariscal Kim Jong Un" y "2. Sobre la enmienda de los estatutos de la ONC".
    En su informe sobre el primer punto de la agenda, Jon Yong Nam, presidente del Comité Central de la Unión de la Juventud Socialista Kim Il Sung, señaló que en la orgullosa trayectoria de la ONC están impregnados los cuidados generosos del Presidente y el Dirigente quienes prepararon la firme raíz del autóctono movimiento infantil y dirigieron paso a paso la labor de la ONC conforme a la demanda de la revolución en desarrollo.
    Bajo la sabia orientación y la atención minuciosa del Generalísimo Kim Jong Il y el Mariscal Kim Jong Un, se han logrado notables éxitos en la labor de la ONC después del 6º congreso de esta organización infantil, puntualizó.
    Aseveró que todos los integrantes de la ONC deben prepararse firmemente como fidedignos continuadores de la revolución del Songun infinitamente fieles al Mariscal conservando el orgullo de ser miembros de la ONC de Kim Il Sung y Kim Jong Il y cumpliendo el juramento tomado ante la bandera de la ONC.
    En el cónclave los oradores expusieron sus honores y alegrías de haber participado en el VII Congreso de la ONC efectuado bajo la presencia del Mariscal, enumeraron sus orgullos por haber ganado siempre 5 puntos mejores en poseer por igual ricos conocimientos, nobles virtudes y buena salud en el regazo de los grandes hombres sin pares y expresaron la decisión de continuar hasta el fin la marcha del Paektu siguiendo al partido.
    Hubo intervenciones.
    Los oradores expresaron sus glorias y alegrías por haber participado en el citado conclave bajo la presencia del Mariscal y sus orgullos de que habían poseído por igual ricos conocimientos, nobles virtudes y buena salud en el regazo de los Generalísimos y su inconmovible decisión de continuar la marcha del Paektu siguiendo al partido.
    El Mariscal dio cordiales aplausos a las intervenciones de los delegados.
    Quedó aprobada en la cita la resolución sobre el primer punto de la agenda.
    A continuación, fue discutido y aprobado el segundo punto de la agenda "Sobre la enmienda de los estatutos de la Organización de Niños de Corea".

miércoles, 5 de junio de 2013

KIM JONG UN aboga por enaltecer eternamente a KIM JONG IL


Pyongyang, 19 de abril (ACNC) -- Quedó publicada el día 19 en el diario Rodong Sinmun la charla del Máximo Dirigente Kim Jong Un hecha el día 6 con los funcionarios directivos del Comité Central del Partido del Trabajo de Corea "Llevemos a feliz término la causa revolucionaria del Juche enalteciendo al gran camarada Kim Jong Il como eterno Secretario General de nuestro Partido".
La IV Conferencia del PTC se celebrará en medio de gran expectativa y atención del interior y exterior en vísperas del significativo Día del Sol, el centenario de natalicio del gran Líder, camarada  Kim Il Sung, y será un motivo de viraje que marcará un hito importante en enaltecer a Kim Il Sung y  Kim Jong Il como eternos líderes del PTC y llevar adelante las ideas y las causas de estos Grandes Hombres, señaló y se refirió a la necesidad de enaltecer al Dirigente como eterno Secretario General del PTC.
Es la demanda de principios enaltecer al gran General como eterno Secretario General del Partido  para impulsar victoriosamente nuestra causa revolucionaria manteniendo invariablemente su idea y líneas dijo y añadió:
Esto no es nada simbólico. Quiere decir que la construcción y las actividades partidistas se realizarán según la idea y voluntad del General, teniéndolo siempre en la secretaría general del Partido.
La idea y las líneas del gran General constituyen eternas guías directrices del PTC y la revolución coreana y sirven de la bandera invencible cuya justeza y vitalidad fueron comprobadas en la práctica revolucionaria. Al margen de ellas, no se puede pensar en el avance victorioso y el cumplimiento de nuestra causa revolucionaria.
Sólo cuando tengamos al General como eterno Secretario General de nuestro Partido,  podemos impulsar vigorosamente también en el futuro al igual que en el pasado la revolución y la construcción y llevar a feliz término la causa revolucionaria del Juche.
La Conferencia del PTC proclamará al interior y exterior que el PTC es la gloriosa organización del camarada Kim Il Sung y Kim Jong Il.
La idea directriz del PTC es el gran Kimilsunismo-Kimjongilismo. El PTC es la gloriosa organización kimilsunista-kimjongilista que toma por su idea directriz el Kimilsunismo-Kimjongilismo y lucha por ponerlo en práctica.
La transformación de toda la sociedad según el Kimilsunismo-Kimjongilismo es el máximo programa de nuestro Partido. Esta labor es la continuación revolucionaria de la transformación de toda la sociedad según el Kimilsunismo y su desarrollo en la nueva y superior etapa.
Al igual que venimos luchando tenazmente bajo la sabia guía del gran General presentando como máximo programa del Partido la transformación de toda la sociedad según el Kimilsunismo, debemos luchar intensamente en lo adelante por transformar toda la sociedad según el Kimilsunismo-Kimjongilismo.
Por muy enormes que fueran nuestras tareas de la revolución, es definitiva nuestra victoria porque contamos con extraordinarios líderes, eterno Sol del Juche, el invencible PTC, el pueblo infinitamente fiel al Partido y la Líder, y el poderoso ejército revolucionario del monte Paektu.
Debemos glorificar para siempre la vida revolucionaria del General y sus inmortales hazañas revolucionarias enalteciéndolo como eterno líder del PTC y el pueblo coreano.
Él fue gran Dirigente, patriota sin igual y padre generoso del pueblo que dedicó todo lo suyo por la prosperidad de la patria y la felicidad del pueblo dando pruebas de su fidelidad absoluta al gran Líder y su cálido amor por la patria y el pueblo. Su vida fue la más brillante del Gran Hombre sin par que realizó imperecederas proezas ante el Partido, la revolución, la patria y el pueblo acatando el noble propósito del gran Líder.
Debemos cumplir con conciencia inmaculada y obligación moral todas las labores para enaltecer eternamente al gran General y realizar la causa de eternidad del líder.
Desarrollar nuestro Partido como eterno Partido del camarada Kim Il Sung y Kim Jong Il significa mantener con firmeza el Kimilsunismo-Kimjongilismo como la idea directriz del Partido y realizar la construcción y las actividades del Partido de acuerdo con la idea y el propósito de estos grandes hombres.
Lo más importante para este fin es establecer con más firmeza el sistema de dirección única del Partido.
Todos los militantes del Partido, los oficiales y soldados del EPC y los habitantes deben apoyar con fe y conciencia la idea y la dirección del Partido, unirse compactamente en lo ideo-volitivo y lo moral en torno al Comité Central del Partido y compartir siempre la vida o muerte con nuestro Partido tanto en los días normales como en los arduos.
Tenemos que fortalecer por todos los medios la unidad monolítica del Partido y las filas de la revolución y defenderla firmemente.
La unidad monolítica es la más valiosa herencia revolucionaria que nos dejó el General y lo más importante en la revolución coreana. Nuestra unidad monolítica entre el líder, el Partido y las masas a base de la gran idea, cálido amor y afecto es el tesoro más grande que no se cambiaría ni con montones de oro.
Debemos respetar mucho al pueblo y defender consecuentemente sus intereses considerándolos como absolutos y atenderlo con el afecto de verdadera madre.
En pleno acato al noble propósito del gran Líder y el gran General, quienes consideraron como la máxima de vida el ideario Iminwichon (considerar al pueblo como el cielo), se debe respetar mucho al pueblo y realizar todos los trabajos dando prioridad a su demanda e intereses. Hace falta hacer reinar en todo el país las nobles y bellas costumbres de ayuda recíproca para convertir la sociedad en una gran familia armoniosa y unida monolíticamente.
La conducta heroica del ex minero de la Mina de Kumgol, Pak Thae Son, y ex granjero de la Granja Cooperativa de Ohyon del distrito de Yon-an, Ri Chang Son, quienes ofrendaron sin vacilación sus valiosas vidas para el colectivo y los camaradas, es la virtud visible sólo en los seres humanos de nuestra época formados por el gran Líder y el gran General y el ejemplo que debemos aprender todos nosotros.
El Songun (priorización militar) implica nuestra independencia, dignidad y vida.
Si es débil en las fuerzas armadas, no se puede defender su soberanía ni derecho a la existencia y se convierte finalmente en el objeto de ultrajes y la víctima de los imperialistas, esto es la realidad irrefutable de hoy y por eso, debemos impulsar constantemente los quehaceres encaminados a incrementar el poderío militar.
El poderío del Songun es precisamente el del EPC y consolidarlo es la cuestión fundamental para fortalecer las fuerzas militares.
Como grueso de la revolución, el EPC debe ser siempre el abanderado y brigada de choque tanto en la defensa de la patria como en la materialización del proyecto del Partido en materia de la construcción de un Estado próspero y el precursor en la creación y divulgación de la cultura del Songun en el nuevo siglo.
Es preciso establecer estrictamente en toda la sociedad el clima de dar importancia a los asuntos militares y fortalecer el sistema de defensa de todo el pueblo y todo el Estado, de manera tal que todo el país se haga una fortaleza inexpugnable. Tenemos que producir un viraje decisivo en el mejoramiento de los niveles de la vida del pueblo y en la construcción de la potencia económica. Hay que beneficiarse de las preciosas bases preparadas por el General para que sea más feliz en el mundo el pueblo coreano, que confía siempre y apoya únicamente al Partido. Esto fue el anhelo del gran General, y es la firme decisión y voluntad de nuestro Partido.
Es preciso revitalizar cuanto antes los dominios avanzados de la economía nacional y las industrias básicas, mediante una tenaz ofensiva y en el fragor de la llamarada de Hamnam, con el fin de consolidar el fundamento de desarrollo económico y registrar un auge productivo en todos los sectores de la economía nacional.
Para revitalizaar la economía nacional, estabilizar y mejorar la vida del pueblo, resulta imperioso dar prioridad a los dominios eléctrico, carbonífero, metalúrgico y ferroviario.
Debemos convertir nuestro país en una potencia económica basada en la intelectualidad avivando las llamas de la revolución industrial del nuevo siglo. Debemos luchar con meta e ideal ambiciosos y superar el nivel mundial en todos los planos según el propósito del General de poner los pies en la tierra patria con la mirada hacia el mundo.
Tenemos que desplegar con dinamismo la campaña de conquista de las tecnologías sofisticadas con el espíritu de exploración y modo de creación de los empleados de Ryonha, quienes alcanzaron un desarrollo vertiginoso en la producción de las máquinas herramientas CNC, para alcanzar el nivel mundial en la calidad del conjunto de equipos técnicos del país y perfeccionar la estructura de la economía en lo conveniente a la época de la economía basada en intelectualidad.
Debemos aportar la fuerza a la administración territorial para transformar la patria como el paraíso del pueblo más hermoso y confortable a vivir.
Es preciso concentrar al Consejo de Ministros todos los problemas que se presentan en las labores económicas y establecer estrictamente la disciplina y el orden de resolverlas según el mando unificado del Consejo de Ministros.
El Consejo de Ministros, comandancia económica responsable por los asuntos económicos del país, debe establecer con vistas al futuro y de modo científico y realista la meta y la estrategia de desarrollo económico y realizar con iniciativa y resueltamente el control, la dirección y la administración de todas las cuestiones económicas.
Todos los sectores y unidades deben resolver los problemas vinculados con la economía en coordinación con el Consejo de Ministros e implementar sin falta las resoluciones e indicaciones del Consejo de Ministros orientadas al cumplimiento de las políticas económicas del Partido.
Al registrar sin parar el cambio revolucionario en todos los sectores de la construcción cultural como educación, salud pública, literatura y arte y deportes, debemos dignificar nuestro país como Estado socialista avanzado y culto.
Hacen falta aumentar la inversión estatal en el sector docente, modernizar las instituciones y equipos de educación, elevar decisivamente el nivel de educación general de enseñanza media y mejorar la calidad de educación superior para formar mucho más talentosos hombres científico-técnicos de talla mundial, encargados de la construcción de Estado próspero socialista.
Hay que poner de pleno manifiesto la superioridad del sistema socialista de salud pública de nuestro país, crear y divulgar muchos más obras maestras que representen la época, y levantar la oleada deportiva en todo el país mediante la masificación del deporte. De esta manera, debemos lograr que nuestro pueblo sea creador y gozador de la noble cultura socialista en algo grado de civilización y reine en toda la sociedad el ambiente jubiloso y optimista.
Para traer un viraje decisivo en la construcción de un Estado próspero socialista según el propósito y el anhelo del Dirigente Kim Jong Il, debemos elevar, ante todo, la función y el papel de las organizaciones partidistas y los funcionarios deben cumplir su responsabilidad y el papel de miembros de mando de la revolución.
Los funcionarios deben prepararse como competentes y sinceros cuadros como Kim Chaek quien cumplió con excelencia cualquier difícil tarea en apoyo al Presidente Kim Il Sung.
Hoy les toca a los funcionarios ponerse al frente de las filas y ellos deben ser soldados de avanzada que abran paso en el camino nevado intransitado y locomotoras que conduzcan a las filas al pie de los talleres de trabajo.
No existe el pueblo para el funcionario sino viceversa.
Los funcionarios deben compartir la vida o la muerte y la alegría o la pena con el pueblo comiendo lo mismo que come éste al aprender la concepción del pueblo del gran Líder y el General y esforzarse tanto por hacer favores al pueblo.
Debemos realizar sin falta la histórica causa de reunificación de la patria materializando cabalmente el propósito de toda la vida y el legado del gran Líder y el General y desarrollar activamente las actividades exteriores en pleno acato a la estrategia y el propósito del Líder y el General en materia de la estrategia y proyecto de actividades exteriores para contribuir al cumplimiento de la causa de la independencia en el mundo entero.

Teniendo presente que el gran Líder y el General nos estimulan viviendo siempre en nosotros, debemos hacer ingentes esfuerzos por llevar a efecto el propósito y el anhelo del Líder y el General y glorificar la nueva centuria de la revolución jucheana como anales llenos de victorias y glorias.

Notas importantes sobre el dirigente Kim Jong Il

El 19 de junio de 1964
            El 19 de junio de 1964, Kim Jong Il inició su trabajo en el Comité Central del Partido del Trabajo de Corea. Ya entonces mostró sus nobles cualidades del gran dirigente del pueblo que continua la causa socialista.  He aquí unas pruebas de ello.

"Yo estaré en la misma oficina donde ustedes trabajan”
Fue el día en que Kim Jong Il llegó al CC del Partido para trabajar.
Los que lo habían recibido lo llevaron a un cuarto que tenían preparado exclusivamente para él, un cuarto modesto, provisto sólo de algunos muebles como escritorio,  mesita, silla, mesa de recibidor y armario.
            No quiero tener una oficina personal. Me basta con compartir la oficina con ustedes, dijo.
“La oficina ya está preparada. Quédese con ella”; suplicaron algunos de los acompañantes.
            "Veo que ustedes me consideran excepcional. Yo no soy extraordinario. Como ustedes, también soy uno de los que siguen el propósito del Líder. Estaré en la misma oficina donde ustedes trabajan", declaró.
            Luego fue a una oficina ordinaria, donde sentado al lado de sus compañeros, empezó a trabajar.

"Amanecen antes que nadie los que hacen la revolución"
            El día en que empezó el trabajo en el CC del Partido, el dirigente Kim long Il ve1ó 1a noche en el despacho y acogió otro día.
            Salió afuera y dio paseo por el jardín, diciendo: “El aire de madrugada me repone de la fatiga. Muchos reconocen que el aire de madrugada es bueno para la salud, pero no son tantos los que lo toman como nosotros. “
            Sus palabras insinuaron muchas cosas a los oyentes. “En el período de la Lucha Armada Antijaponesa, el Presidente Kim Il Sung, -continuó-, trasnochaba y amanecía trazando proyectos de liberación del país, por la madrugada antes que nadie se mojaba del rocío y tomaba el aire, y aun después de la liberación del país (15 de agosto de 1945) también lo hacía para orientar la construcción de una nueva sociedad.”
            "Amanecen antes que nadie los que la revolución", precisó.

"Hagamos de nuestro Partido eterno partido del camarada Kim Il Sung"
            Kim Jong Il que paseaba junto con sus colegas en el jardín miró, nadie sabe el porqué, la bandera que ondeaba sobre la sede del CC del Partido. Y expresó; “La bandera  de nuestro Partido es la de la victoria y la gloria, la que acompañó la revolución al atravesar el mar de fuego y muchísimas duras pruebas. Su historia se inició desde que el Presidente Kim Il Sung fundó el 17 de octubre de 1926 la Unión para Derrotar al Imperialismo y enarboló la bandera de la revolución.”
            Recordó así con profunda emoción la historia revolucionaria del Presidente inscrita en la bandera del Partido.
            Luego volviéndose a los acompañantes declaró con solemnidad:

            "Ahora nos compete mantener enhiesta aquella bandera roja. La causa revolucionaria que impulsamos fue iniciada por el Líder. Hacer de nuestro Partido  eterno partido del camarada Kim Il Sung, ésta es mi tarea para toda la vida”.

La Gran historia de 49años


              El 19 de junio de 1964, el Dirigente KIM JONG IL comenzó a dirigir el gubernamental  Partido del Trabajo de Corea de acuerdo con el propósito del Presidente KIM IL SUNG, trabajando en su Comité Central.
            Esto fue un acontecimiento de trascendental significación para el destino de la Corea socialista y para su fortalecimiento y desarrollo.  Desde entonces hasta la fecha, ha realizado imperecederas hazañas en su trabajo, Sobresaliente ideólogo y teórico, ha convertido la idea Juche, concebido por el Presidente KIM IL SUNG, en ideología rectora del país y de la época.
            Con sus originales actividades ideo-teóricas que desde temprano desplegó con la extraordinaria capacidad de investigación y el entusiasmo, desarrolló y enriqueció dicha doctrina conforme a las demandas de la época, referentes a la continuación de la causa socialista, y la aspiración del pueblo. En este proceso defendió la esencia del pensamiento del Líder precedente que abrió por vez primera el camino de la revolución y planteó nuevos problemas teórico-prácticos de acuerdo con las demandas de la época en cambio y desarrollo, dándole perfectas soluciones.
            Así fue como la idea del presidente KIM IL SUNG se ha definido en un sistema integral de la ideología, la teoría y el método del Juche, y todas las partes que la integran se han profundizado y desarrollado plenamente.
            Muchas obras del Dirigente KIM JONG IL, entre otras, “Sobre la idea Juche”, “Lecciones historias de la construcción socialista y la línea general de nuestro Partido”,  “Problemas esenciales de la construcción del partido revolucionario”, “ El socialismo es ciencia”, “Priorizar la labor ideológica es requisito indispensable para el cumplimiento de la causa socialista”, “El Partido del Trabajo de Corea es el Partido del gran Líder, camarada KIM IL SUNG”,  son reflejos de la idea Juche, y constituyen la bandera que permite al partido gubernamental y el pueblo coreanos continuar y completar hasta el fin la causa de su anterior líder, y la poderosa arma ideológica que hace posible llevar a la independencia de la humanidad, la socialista, superando toda clase de vicisitudes.
            Que él haya hecho de la idea Juche la gran ideología rectora que represente la época actual y el futuro, es uno de los más grandes méritos suyos.
            El Dirigente KIM JONG IL ha venido fortaleciendo y desarrollando el PTC como el más poderoso partido en el mundo, como un partido invencible.  En la dirección de la revolución y la construcción él tomó por eslabón principal fortalecer el partido y elevar su papel directivo,  y encauzó grandes esfuerzos para mejorar en lo revolucionario la labor partidista.
            Ha orientado la construcción y las actividades del partido a mantener firmemente el linaje del Juche preparado por el presidente KIM IL SUNG y a tener los rasgos como partido de tipo Juche.  Es decir, a romperle viejo esquema, y lograr el mejoramiento radical en las labores organizativas e ideológicas y en el método de dirección. Es por eso que el PTC se ha consolidado y desarrollado como el de acero, unido monolíticamente en lo organizativo e ideológico, como el Estado Mayor de la revolución que lleva a la victoria la causa socialista con el firme principio y el arte de dirección refinada y como el partido combativo arraigado profundamente en las masas populares en las masas populares y ligado estrechamente con ellas.
              Al margen del Dirigente KIM JONG IL, es inimaginable el poderío y el prestigio del PTC.  La historia de dirección de KIM JONG IL es la de un político hábil y veterano, de un gran estratega que ha defendido fidedignamente el socialismo coreano y manifestado su dignidad y orgullo ante todo el mundo.  Hoy, si el socialismo coreano avanza con victoria sin titubeo pese al bloqueo y las ofensivas concentradas de los imperialistas para aislarlo y asfixiarlo, esto se debe a la voluntad de acero y la distinguida capacidad directiva de KIM JONG IL y la poderío político, económico y militar preparado por él.
            Ha guiado a impulsar con vigor las tres revoluciones: ideológica, técnica y cultural, en todas las esferas, enarbolando la consigna “!Transformemos toda la sociedad según la idea Juche!” para desarrollar aún más el socialismo centrado en las masas populares.  Todo el pueblo realiza las actividades independientes y creadoras, unido en torno al partido y el líder; el Estado se desarrolla sin cesar sobre la sólida base de la independencia, autosostén y autodefensa.
            Esto es el socialismo coreano de singular estilo que es dirigido y brilla por él.  Lo importante de sus proezas es que ha preparado las fuerzas de defensa nacional capaces de mantener el socialismo coreano en cualquier circunstancia.  Ha convertido al ejército en el del partido y de la revolución, que es fiel a la dirección del partido y defiende con las armas la causa socialista, y en un potente ejército capaz de garantizar con las armas la causa socialista y en un potente ejército capaz de garantizar la soberanía y la dignidad del país con los medios ofensivos y defensivos; y todo el país en una fortaleza inquebrantable que no puede conquistar ningún enemigo por poderoso que sea.

     Hoy, la RPDC muestra su poderío como un baluarte del socialismo y una muralla de independencia y justicia. Verdaderamente, para el Dirigente KIM JONG IL, los 49 años transcurridos son la historia de victorias y glorias que ha dejado grandes proezas en la historia política del mundo.