Follow by Email

lunes, 6 de junio de 2016

Presidente de CC de ACR de RPDC envía aviso a su homólogo de SCR de Sur de Corea

Los miembros del Instituto Cultural y de Amistad Peruano Coreano rechazamos la acción cobarde secuestro de mujeres de la RPDC.

Los miembros de nuestro Instituto, nos solidarizamos con las familias de las secuestradas por los esbirros de Corea del Sur, quienes en acto desleal e infraterno han secuestrado a un grupo de jovenes, el cual justifican según ellos,  "de ser un acto voluntario de las jóvenes de ir a Corea del sur" lo cual se contradice cuando sus familiares solicitan verlas en la frontera a fin de saber si es verdad esta versión se les prohíbe a sus propias madres a ver a sus hijas, el gobierno de Corea del Sur esta actuando de manera arbitraria e inhumana, cosa que condenamos e instamos a que estas familias puedan reunirse y no como sucedió con la guerra pasada donde familias enteras aún no pueden reunirse.
Esperamos la pronta solución a este tema.
Atte. 
Yuri Castro Romero

 Presidente de CC de ACR de RPDC envía aviso a su homólogo de SCR de Sur de Corea

      Pyongyang, 28 de abril (ACNC) -- El presidente del Comité Central de la Asociación de la Cruz Roja de la República Popular Democrática de Corea envió el día 28 al presidente de la Sociedad de la Cruz Roja del Sur de Corea el siguiente aviso:
     Ya hemos demandado fuertemente en reiteradas ocasiones a las autoridades de vuestra parte revelar el verdadero aspecto de la atrocidad del secuestro colectivo a las ciudadanas de la RPDC, cometido a plena luz del día por los gángsteres del Servicio de Inteligencia de vuestra parte en la provincia china de Zhejiang, devolver sin demora e incondicionalmente a las secuestradas y someter al castigo duro o al sagrado tribunal de la RPDC a los involucrados en el caso.
     En particular, dado que las autoridades de vuestra parte insisten injustamente en que el presente caso es la "fuga colectiva según la voluntad libre", envié a Vd. por medio de la prensa el aviso que demanda tomar de inmediato las medidas prácticas necesarias para que los familiares de las secuestradas puedan salir a Seúl por vía de Phanmunjom y encontrarse con sus hijas para confirmar con sus propios ojos la voluntad de las secuestradas.
     Pero, las autoridades de vuestra parte niegan obstinadamente nuestra justa demanda de satisfacer el deseo ferviente de los familiares de las víctimas, hablando de las "costumbres internacionales".
     Lo calificamos de actitud villana destinada a impedir el descubrimiento de la verdad del secuestro colectivo premeditado y organizado.
     Ya conocemos los detalles desde la operación previa hasta la ejecución del presente crimen cometido por los gángsteres del Servicio de Inteligencia de vuestra parte y tenemos también los testigos correspondientes.
     Los canallas del Servicio de Inteligencia de vuestra parte secuestraron en colectivo a las ciudadanas de la RPDC y les llevaron al Sur de Corea con el método más grosero y cruel en complicidad con los intermediarios en China. Este crimen de lesa humanidad sin precedentes provoca gran indignación del interior y exterior del país.
     Lo más intolerable es que las autoridades de vuestra parte obligan con la conciliación y engaño, la amenaza y chantaje la "sumisión" a las secuestradas encarceladas en cuartos individuales y aisladas completamente del exterior.
     Ahora las secuestradas libran la lucha de ayuno demandando fuertemente devolverlas a la patria. Y algunas muchachas de poca edad están en desmayo agónico.
     Pues, tengo que preguntarle a Vd. si esto es el "humanitarismo" y "defensa de derechos humanos", de que habla tanto vuestra parte.
     ¿Si nuestras ciudadanas fueron al Sur de Corea según su "voluntad libre", por qué ustedes les encarcelan por separado en las celdas individuales y les aíslan y les impiden la expresión de la voluntad?
     Vuestra parte imposibilita hasta el encuentro entre los padres y sus hijas hablando de las "costumbres internacionales", lo cual es el clímax del crimen de lesa humanidad.
     Facilitar lo más pronto posible el encuentro entre los familiares separados en contra de su voluntad conviene a las universales costumbres internacionales y el humanitarismo.
     Vuestra parte no tiene ninguna razón para no poder aceptar nuestra justa demanda de confirmar la voluntad de las secuestradas en el encuentro con sus padres.
     Y ya perdió la honra de hablar del encuentro de familiares y separados por haber desintegrado a la fuerza las familias armoniosas.
     Consideramos la actitud de la Sociedad de la Cruz Roja del Sur de Corea que está con brazos cruzados ante el presente incidente como proceder antihumanitario que contraviene fundamentalmente al noble espíritu de la cruz roja.
     Volvemos a advertir que si se desprecia más el presente caso, son inevitables las consecuencias inimaginablemente catastróficas.
     Si la Sociedad de la Cruz Roja de vuestra parte es fiel de veras a la misión humanitaria, debe desempeñar el papel merecido para que las autoridades surcoreanas pidan perdón por su crimen de secuestro colectivo, devuelvan de inmediato e incondicionalmente a las ciudadanas secuestradas y castiguen severamente a los involucrados en el presente caso.
     Por inmediato, exigimos fuertemente una vez más a vuestra parte tomar sin demora las medidas prácticas necesarias para que los familiares de las secuestradas puedan ver a sus hijas en Seúl.
     Si sigue dando vista gorda a nuestra justa demanda, la responsabilidad por las graves consecuencias recaerá enteramente sobre vuestra parte.

Hay que cuestionar crimen antiético de Sur de Corea,
demanda MINREX
     Pyongyang, 16 de mayo (ACNC) -- A la pregunta de la ACNC formulada el día 15 en relación con que no se soluciona el caso de secuestro colectivo de las autoridades surcoreanas contra las civiles de la República Popular Democrática de Corea, el portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de la RPDC respondió como lo siguiente:
     Como ya está conocido por todos, a principios de abril las autoridades surcoreanas enloquecidas en los complots anti-RPDC se llevaron en plena luz en colectivo al Sur de Corea a las ciudadanas de la RPDC en Ningbo de la provincia de Zhejiang de China movilizando a los gángsteres del Servicio Nacional de Inteligencia del Sur de Corea.
     Esto es una violación abierta contra la dignidad y el Poder de la RPDC, una grave provocación política intolerable que promueve la confrontación y la agravación de la tensión entre ambas partes coreanas y un crimen de categoría especial sin precedente que violó los derechos humanos de las ciudadanas de la RPDC.
     Tan pronto como surgió el incidente, la RPDC denunció categóricamente tales acciones bestiales de los títeres surcoreanos y exigió fuertemente a las autoridades surcoreanas devolver pronta e incondicionalmente las ciudadanas secuestradas y tomar de inmediato las medidas prácticas para que los padres de las víctimas se reúnan en Seúl con sus hijas.
     Sin embargo, las autoridades surcoreanas no aceptaron las básicas demandas humanitarias de los padres de las secuestradas, sino las encarcelaron en las celdas individuales bloqueando todos los contactos posibles con la prensa. Y pronuncian sólo la "fuga voluntaria del Norte".
     Esta actitud inhumanitaria de las autoridades surcoreanas deviene el crimen antiético que niega hasta los más básicos derechos estipulados en la Declaración Mundial de Derechos Humanos y los acuerdos internacionales de DDHH
     La realidad comprueba patentemente que las autoridades surcoreanas, quienes detienen por la fuerza a las ciudadanas de la RPDC en lugar de responder a las propuestas bondadosas y generosas para la mejora de relaciones Norte-Sur declaradas por ésta en el VII Congreso del PTC, son autores de la violación de DDHH y constituyen el colectivo de traidores a la nación sin rivales en este mundo.
     Lo que no podemos pasar por alto es que Estados Unidos y el Occidente, que antes hablaban tanto del "fomento de la protección de DDHH" y cuestionaban sin ton ni son los problemas de DDHH de otros países, guardan silencio absoluto ante la violación de DDHH sistemática del Sur de Corea como el reciente secuestro colectivo contra las ciudadanas de la RPDC.
     Los familiares de las secuestradas ya remitieron por separado al alto comisionado de la ONU para los derechos humanos y al presidente del Consejo de DDHH de la ONU las cartas que acusan los actos criminales de las autoridades surcoreanas y demandan las medidas urgentes.
     La ONU y las organizaciones internacionales de DDHH deben tener presente de que su actitud sobre el presenta caso sirve de una piedra de toque que determina la verdad y falsedad del "fomento de protección de DDHH" de que hablan ellos mismos, cuestionar merecidamente los crímenes antiéticos de las autoridades surcoreanas y tomar las medidas necesarias a devolver lo más pronto posible las ciudadanas de la RPDC al regazo de sus padres.

ACRC condena otro secuestro por parte de títeres surcoreanos 
    Pyongyang, 2 de junio (ACNC) -- El portavoz del Comité Central de la Asociación de la Cruz Roja de Corea (ACRC) publicó el día 2 una declaración en relación con que ahora se libra en el Sur de Corea la otra campaña habitual y frenética contra la República Popular Democrática de Corea armando un alboroto de que 3 empleadas de restaurante de la RPDC en ultramar "se fugaron del Norte", lo cual es "resultado de sanciones".
     El portavoz aclaró que también el presente caso es el secuestro forzoso, organizado y planificado por los gángsteres del Servicio Nacional de Inteligencia (SNI) títere del Sur de Corea, al igual que el secuestro colectivo a 12 ciudadanas de la RPDC perpetrado en abril pasado en Ningbo de la provincia china de Zhejiang.
     Ya tenemos suficientes datos sobre las maquinaciones viles y astutas de los bandidos del SNI que desde hace mucho tiempo disfrazaron la identidad y se acercaron a dos empleadas de la RPDC que trabajaban en el Restaurante Sonbong de Pyongyang situada en la ciudad de Weinan, China, para inducirlas y secuestrarlas, señaló el portavoz y continuó:
     Los gángsteres del SNI planearon de antemano tal operación, tentaron a ellas al mercado y desaparecieron llevándolas en un coche preparado anteriormente.
     Cambiando los coches, ellos cruzaron ilegalmente sin pasaportes la frontera de China, pasaron por Laos y Tailandia para llevarlas a Seúl.
     El portavoz señaló que este caso revela plenamente al mundo entero que las autoridades surcoreanas son precisamente los más atroces criminales de DDHH y descarados gángsteres de terrorismo internacional y subrayó:
     Todo el ejército y el pueblo de la RPDC nunca perdonarán tales crímenes de la banda títere y le harán pagar sin falta el precio más caro.

     La banda títere debe pedir disculpas ante nosotros por el caso, castigar severamente a los criminales, cesar de inmediato tales tejemanejes aviesos y devolver sin demora a todos los secuestrados.