Follow by Email

sábado, 12 de diciembre de 2015

MINREX denuncia maniobras de "DDHH" de EE.UU. y fuerzas hostiles contra RPDC



     Pyongyang, 12 de diciembre (ACNC) -- El portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de la República Popular Democrática de Corea hizo pública el día 12 una declaración en relación con que se tornan cada día más atroces las maniobras de Estados Unidos tendentes a aplastar a la RPDC so pretexto del "problema de derechos humanos".
     Aprovechando la oportunidad de haber ocupado la presidencia de diciembre del Consejo de Seguridad de la ONU, Estados Unidos organizó una reunión para volver a discutir la agenda de "La situación en la República Popular Democrática de Corea" que había presentado por la fuerza por primera vez a finales del año pasado, revela el documento y prosigue:
     La RPDC denuncia rotundamente y rechaza totalmente que EE.UU. convocó otra reunión del Consejo de Seguridad de la ONU para cuestionar el "problema de derechos humanos" de la RPDC pese a la oposición de muchos países.
     Después de haber sido aprobada por fuerza la "resolución" de "La situación de DDHH en la RPDC" en el 69º período de sesiones de la Asamblea General de la ONU del año pasado, EE.UU. presentó una agenda con el título ambiguo eliminando la expresión "DDHH" para incluir forzosamente el "problema de DDHH" de la RPDC en la agenda del CS y convocó por fuerza la convocación de la reunión por primera vez incitando a unos países miembros del CS.
     Pero, en esta ocasión como país presidente convocó de manera arbitraria y sorpresa la reunión no prevista en el programa oficial de diciembre del CS, introdujo y presentó en el sagrado lugar de la reunión de la ONU hasta los "criminales que huyeron del Norte de Corea" después de cometer los delitos, de manera que hizo todos los esfuerzos desesperados por inculcar el ambiente de presión internacional contra la RPDC.
     Pero, en la presente reunión muchos países más que en el año pasado se opusieron con los argumentos claros a la convocación de la reunión fuera de la facultad del Consejo de Seguridad y a la misma discusión del problema, debido a lo cual fue revelada fehacientemente la farsa obstinada y la vil ambición de EE.UU. y confirmada más la comprensión objetiva de que los incesantes alborotos de "derechos humanos" de EE.UU. contra la RPDC son el producto de la insistente política hostil a ésta.
     El CS de la ONU no debe malgastar el tiempo interviniendo hasta en los trabajos fuera de su facultad, sino entregarse a resolver los problemas urgentes que amenazan la paz y la seguridad del mundo, especialmente a tratar primero los problemas sometidos por la RPDC incluyendo los actos de tortura de categoría especial de EE.UU. y los agresivos ejercicios militares conjuntos EE.UU.-el Sur de Corea.
     Si quiere discutir el problema de la RPDC sería mejor abordar la concertación del convenio de paz que la RPDC volvió a presentar en el 70º período de sesiones de la Asamblea General de la ONU con el objetivo de eliminar el peligro de guerra y preparar el ambiente pacífico en la Península Coreana.

     La RPDC se enfrentará fuertemente hasta el fin con alta vigilancia a las maniobras de "derechos humanos" anti-RPDC de EE.UU. y otras fuerzas hostiles que se tornan cada día más perversas en la ONU.