Follow by Email

miércoles, 1 de noviembre de 2017

Publicada declaración de vocero de Comisión para la Investigación de Daños de Sanciones


 Pyongyang, 20 de octubre (ACNC) -- El portavoz de la Comisión de la RPDC para la Investigación de los Daños de las Sanciones hizo pública hoy la siguiente declaración:

 La campaña de sanción y aplastamiento de EE.UU. y sus satélites se torna tan brutal e inculta con el objetivo de suprimir el derecho a subsistencia y desarrollo de nuestro Estado y pueblo y hacer al mundo volver a la edad medieval destruyendo la civilización contemporánea.

 En violación del párrafo de la "resolución" del Consejo de Seguridad de la ONU que estipula que esa campaña no afecta las actividades de cooperación humanitaria de los aparatos de la ONU, sus garras se extienden hasta a estas labores que marchan de manera transparente.

 Ellas tienen lugar en todas las regiones y países del mundo porque contribuyen al cumplimiento de la noble meta de la ONU de garantizar la paz y seguridad del mundo, desarrollar las relaciones internacionales y promover la cooperación internacional en varias esferas como economía, sociedad y cultura.

 Sin embargo, insatisfechos de su inaudita campaña de sanción y aplastamiento encaminada a bloquear totalmente las normales actividades económicas y comerciales de la RPDC y acabar con su elemental derecho a la existencia, EE.UU. y sus seguidores obstaculizan en todos los sentidos el cumplimiento de los proyectos de cooperación de los aparatos de la ONU en nuestro país.

 A diferencia de lo que sucede en otros países, las labores de todos los aparatos de la ONU, inclusive PNUD, UNICEF y el Fondo de la Población, están bajo el control riguroso del Consejo de Seguridad de la ONU.

 Como resultado, se bloquea el canal de remisión de los fondos de cooperación de los aparatos de la ONU y se dilata la entrega de suministros.

 Para colmo, sufren limitaciones hasta los artículos de uso cotidiano de la población so pretexto de doble uso, lo cual causa enormes daños a la protección de derechos y la existencia de niños y mujeres y a la economía civil y la vida poblacional de nuestro país.

 Se dice que impotentes de resistir el fuerte rechazo de nacionales y extranjeros, EE.UU. y sus seguidores permitieron el servicio de remisión de fondos de cooperación para los aparatos de la ONU en nuestro país, pero ellos no toman ninguna medida sustancial.

 Así quedó suspendido ese servicio y estancada la cooperación.

 Bajo pretextos injustos, se ha demorado varios meses en los lugares de venta y escala la entrega de los equipos móviles Roentgen y reactivos para el diagnosis de tuberculosis, el insecticida anti-malaria y los aparatos médicos de asistencia al parto que compran y suministran este año UNICEF y el Fondo de la Población y otras organizaciones de la ONU para el fomento de salud de niños y mujeres.

 A partir de 2017, no llega ninguno de los reactivos para la diagnosis de los pacientes de tuberculosis resistente a medicinas.

 Los hechos mencionados constituyen evidente violación de DDHH que niega e infringe el derecho a disfrutar la vida en el nivel suficiente para mantener la salud y bienestar, inclusive la ropa, el alimento y la vivienda, la asistencia médica y los servicios sociales estipulados en la Declaración Mundial de Derechos Humanos.

 Así se hace evidente que el objetivo de sanción no está en "frenar el desarrollo de armas", como insisten EE.UU. y sus satélites, sino en derrocar nuestro régimen al aislar y asfixiar a nuestro país y acarrear intencionalmente el desastre humanitario.

 Mientras las fuerzas hostiles mantengan la campaña de sanción y presión más dura de la historia, levantaremos más alto la bandera de independencia, desarrollo paralelo y autoconfianza para frustrar tajantemente esa sucia maniobra y las imprudentes tentativas de los enemigos de desatar la guerra nuclear.

 Además, ajustaremos hasta el final las cuentas de todas las pérdidas de sanción.

Provocadores no pueden evitar el golpe implacable: comentario de ACNC
 Pyongyang, 20 de octubre (ACNC) -- La situación de la Península Coreana se acerca cada momento a la crisis a punto de explosión.

 EE.UU. y los títeres surcoreanos realizan desde el día 16 en el Mar Este y el Oeste de Corea el ejercicio marítimo combinado de mayor envergadura en la historia movilizando la flotilla del portaaviones nuclear Ronald Reagan, más de 40 buques, inclusive el submarino nuclear, los bombarderos estratégicos, los cazas tipo Stealth y otras fuerzas aéreas.

 Ahora, EE.UU. y la banda títere surcoreana anuncian que el presente simulacro devendrá un "mensaje de fuerte advertencia militar" y una muestra de la acción real de ataque contra la RPDC cuando se tome la opción militar.

 El simulacro, que coincide con los sucesivos chismes de Trump y las reuniones de los cabecillas de la capa militar en la Casa Blanca y el Pentágono para discutir la "operación de descabezamiento" contra la Dirección Suprema de la RPDC, lleva a la peor fase la ya delicada situación de la Península Coreana y amenaza gravemente la paz y la estabilidad de la región del Nordeste Asiático.

 Los ejercicios conjuntos de EE.UU. y la banda títere surcoreana, que se realizan de nuevo en los ojos de la RPDC, multiplican la decisión de ella de consolidar, en virtud de la línea de desarrollo paralelo, la capacidad de venganza nuclear de justicia para devastar el imperio del mal.

 Frustrar las criminales tentativas de guerra nuclear de EE.UU., destinadas a ocupar todo el territorio coreano y esclavizar a todos sus pobladores, es el problema vital relacionado con la vida o muerte de nuestra nación.

 Hemos consolidado a costa de muchos trabajos el formidable disuasivo nuclear de autodefensa para defender el país y salvar a la nación desde la agresión y la intervención de EE.UU.

 En lugar de agradecer las medidas de la RPDC por el incremento de la capacidad autodefensiva que garantiza la seguridad de la nación, los títeres surcoreanos desempeñan el papel de brigada de choque de las criminales maniobras de guerra nuclear de su amo gringo, hecho que expone abiertamente el intento de tratar a la RPDC no como compatriota sino como enemiga.

 Ahora, en el Sur de Corea llegan al clímax la resistencia y cólera contra los belicistas norteamericanos que se muestran histéricos para desatar la guerra diciendo sin vacilación alguna los disparates que dejan consternado al mundo.

 Es injustificable la actitud antinacional de los títeres surcoreanos que sin hacer caso de la opinión pública, acarrean el nubarrón de guerra sumándose al belicismo anti-Norte de EE.UU.

 Todos los coreanos del Norte, el Sur y ultramar nunca perdonarán los crímenes de las autoridades surcoreanas que marchan por la senda de traición sin poder distinguir la corriente de la época actual ni al enemigo principal de la nación.

 Los agresores y provocadores a la RPDC no podrán esquivar el golpe implacable en el cielo, la tierra y el mar.

ACNC comenta la diplomacia gangsteril de EE.UU.
Pyongyang, 21 de octubre (ACNC) -- EE.UU. se esfuerza en todo lo posible por poner en práctica la "diplomacia de adhesión de todos en presionar a la RPDC" que toma por su objetivo obligar a las potencias regionales y otros países del mundo a romper o reducir las relaciones políticas, diplomáticas, económicas y militares con la RPDC.

 En esta campaña, encaminada a bloquear totalmente y poner de rodillas al país socialista, se movilizan el inquilino de la Casa Blanca, el vicepresidente, el secretario de Estado y hasta los asistentes del secretario de Estado quienes imponen a la sociedad internacional escoger al Norte de Corea o EE.UU.

 Esta imposición no es más que el último pataleo de los que sufrieron la repetida derrota en el enfrentamiento político y militar con la RPDC.

 La "única superpotencia del mundo" está suplicando la sanción y presión contra la RPDC hasta al pequeño país isleño en el Pacífico al que no prestaba ninguna atención en el pasado.

 Si la actitud de EE.UU. fuera legítima, justa y aceptable para la sociedad internacional, no sería necesario mendigar y amenazar a otros países movilizando no sólo a todos sus embajadores en el extranjero sino también al mandatario y al secretario de Estado.

 Amenaza abiertamente con sancionar a los países que no ejecutan la "resolución de sanción" anti-RPDC, lo cual comprueba lo ilegal e injusto de la campaña de sanción y presión anti-RPDC.

 EE.UU., que se halla evidentemente en la inferioridad estratégica en la confrontación con la RPDC, pretende involucrar a otros países en la sanción y presión a fin de hacerlos cómplices que le sirvan de protectores de los desastres catastróficos.

 Quizás salga con la suya tal diplomacia amenazante de EE.UU. en el caso de algunos países que le tienen miedo o viven con su ayuda financiera, pero no será aceptada nunca por los países independientes.

 En la sociedad internacional, incluso en el propio territorio estadounidense, se escuchan las opiniones que se burlan de la "diplomacia" arriba referida vaticinando su fracaso en el caso de la RPDC.

 Aunque EE.UU. se vale de todos los medios para formar una red de bloqueo internacional, no puede frenar la justa causa de la Corea del Juche ni impedir el crecimiento de apoyo y solidaridad internacionales con ella.


 Se arrepentirán los países que se dejan llevar por EE.UU., gángster de cuño moderno. 

Investigador del IAN comenta aventura militar anti-RPDC de EE.UU.
   Pyongyang, 13 de octubre (ACNC) -- El investigador del Instituto para Asuntos Norteamericanos del Ministerio de Relaciones Exteriores de la República Popular Democrática de Corea, Kim Kwang Hak, hizo público el día 13 un comentario intitulado "Las imprudentes acciones militares de EE.UU. nos obligan a emprender la acción".
   En estos días, la camarilla de Trump echa la fanfarronada militar introduciendo uno tras otro en los alrededores de nuestro país los equipos estratégicos nucleares, comienza el texto y prosigue:
   Según medios extranjeros, Trump se reunió el día 10 en la Casa Blanca con los generales del círculo militar para discutir el proyecto de reacción militar a la RPDC.
   Por la noche del mismo día, los 2 bombarderos estratégicos nucleares B-1B llegaron al firmamento sobre el Mar Este de Corea donde realizaron por separados los ejercicios de vuelo nocturno con los cazas de las "Fuerzas Aéreas de Autodefensa" de Japón y con otros de la aviación del ejército títere surcoreano.
   Además, Trump y sus seguidores ejercen la presión militar sobre la RPDC anunciando el envío del submarino nuclear Michigan al Puerto de Pusan del Sur de Corea y el entrenamiento combinado de "alta intensidad" con los títeres surcoreanos que tendrá lugar a mediados de octubre en las aguas periféricas del Sur de Corea con la participación del portaaviones nuclear Ronald Reagan.
   Lo más intolerable del caso es que tales movimientos militares se dan justamente cuando Trump publica en Twitter sus artículos opinando que durante los últimos 25 años, EE.UU. no logró éxito en manejar al Norte de Corea y "tendrá efectos sólo un remedio" e insinúa a menudo la "opción militar" con expresiones como el "silencio en vísperas de la tempestad" y "destruir totalmente" a alguien.
   Tales acciones provocativas obligan a la RPDC a tomar la contramedida militar.
   Igualmente, vuelven a confirmar que fue muy justo el incremento de nuestro disuasivo nuclear de carácter autodefensivo y debemos marchar hasta el final por este camino.
   En relación con que EE.UU. recurre a la aventura militar en la región delicada armando líos en las aguas periféricas de nuestro país y el Pacífico, le hemos advertido reiteradamente que tomaremos las contramedidas de autodefensa, incluyendo el fuego de asedio sobre la isla Guam, base avanzada y de despegue de EE.UU. para la agresión anti-RPDC
   Las locuras militares de EE.UU. redoblan nuestra decisión de domarlo sin falta con el fuego y nos empujan a apretar el "gatillo" de las contramedidas superintransigentes.
   Si se produce cualquier caso sensacional en la Península Coreana, su responsabilidad recaerá totalmente sobre EE.UU. que lleva a la fase de explosión la situación de esa región con su fanfarronería irremediable.

CRN advierte a las autoridades surcoreanas que recurre en la absurda "política sobre el Norte"
Pyongyang, 13 de octubre (ACNC) -- En relación con que las autoridades surcoreanas recurren a la absurda "política sobre el Norte (de Corea)" a pesar de la fuerte protesta y condena de varios estratos surcoreanos, el portavoz del Consejo de Reconciliación Nacional (CRN) hizo pública el día 13 una declaración que sigue:
   Hemos aconsejado tantas veces a las autoridades surcoreanas el hecho de que su "política sobre el Norte", basada en la doctrina de "simultanear la sanción y presión con el diálogo", deviene una sofistería muy contradictoria y absurda y no pasa de ser una copia de la política conflictiva anti-reunificación y antinacional, perseguida por la banda conservadora.
   Pero, las autoridades surcoreanas dieron espalda a los consejos de la connacional RPDC y recurrieron más tenazmente a la campaña de sanción y presión anti-RPDC lisonjeando a EE.UU., de manera que hicieron más sólida la interrupción de las relaciones Norte-Sur.
   Esto demuestra que las autoridades surcoreanas se dedican sólo al mantenimiento de su honor y poder sin hacer caso del criterio popular mostrado en la lucha con velas encendidas y la demanda de toda la nación aspirantes a la mejora de relaciones íntercoreanas y la paz de la Península Coreana.
   Lo más ridículo es que todavía ellas sueñan con la posibilidad de obligar el diálogo a la RPDC mediante la sanción y presión.
   Esto significa que ellas mostraron abiertamente su intento de tratar como enemigo a la misma nación.
   Nuestra paciencia tiene el límite.
   Volvemos a aclarar que nunca pueden compartir la sumisión a EE.UU. con la mejora de relaciones íntercoreanas y la sanción y presión con el diálogo.
   Las autoridades surcoreanas deben sacar la debida lección de su situación miserable en que nadie les presta atención.
   Mientras que ellas toman la posición confundida persiguiendo la absurda "política sobre el Norte", la camarilla conservadora se rehabilitó y llegó a atacar a las fuerzas de reforma democrática, lo cual deviene el imperdonable crimen traidor que frustró los éxitos de la lucha con velas encendidas de la población surcoreana.
   Si actúan sin juicio como ahora adulando a EE.UU., acarrearán gran desastre en vez de la mejora de relaciones íntercoreanas.
   Aunque sea ahora, deben tomar la decisión valiente de cambiar de manera fundamental la "política sobre el Norte" de acuerdo con la demanda del criterio popular y optar el camino verdaderamente por la nación, el de reunificación independiente de Corea, en lugar de obedecer a ciegas a su patrón norteamericano.

   Sería mejor que las autoridades surcoreanas vean correctamente la corriente de la época y hagan el pensamiento y juicio realistas despertándose del sueño estúpido.